Visceral: Un relato lúdico y oscuro

Por Roberto Sosa/Desde lo más profundo de su ser. Es una fría mañana de invierno, son las 6:15 de la mañana se levanta, sale rumbo al hospital, hoy su madre va a morir. “¿Por qué la gente tiene que morir tan temprano….? Se pregunta”. Hoy la desconectan, hoy la matan. En el trayecto evoca el tiempo pasado para tratar de ubicarse en el presente. De su infancia recuerda que cobraba por mostrar sus calzones a los niños; es otro momento, abre sus ojos, está recostada, el tipo que tiene encima la penetra, es Roberto…”hijo de puta, lárgate”.

En el hospital se encuentra con los ojos llorosos de un hombre, el hombre que fue su padre. A él lo vio besarse en su carro con otra mujer. “Mamá quiere verte, se está muriendo…” le dijo. Ahora su papá llora y pide perdón. La muerte inaplazable de su madre la reunió con su progenitor, sus hermanos y con la tía Irene. Es el momento de leer una carta, la carta de despedida de su mamá.

Visceral es autoría y dirección de Adrián Vázquez, fiel a su estilo, escribe un texto poderoso, provocador y auténtico. La dramaturgia la estructura desde las entrañas del personaje con un lenguaje duro que pondera a la protagonista. Se trata de un monólogo donde el espectador siente empatía con el personaje. El relato es oscuro y a sí mismo lúdico. Recarga todo el peso del texto en el trabajo de la actriz, el resultado es plausible.

Cuenta con la espléndida y excelente actuación de Verónica Bravo. Su labor permite apreciar la afinidad e igualdad que tiene con el texto y director. Verónica deduce bien lo que su personaje quiere transmitir y cómo quiere que Adrián Vázquez lo interprete. Su preparación, experiencia y talento otorgan un trabajo inmejorable, al finalizar la función el espectador no le queda más que aplaudir de pie. Verónica Bravo está genial.

La obra nos habla de una mujer que consuma una etapa de su vida; la analogía es la muerte y el invierno, el final de un ciclo. A través de su narración, reconocemos a una mujer como las que vemos por la calle, en el metro, en un café o rumbo a su trabajo. La mujer que sufre acoso en el día a día; la que siente amor y placer; la que llora ante la muerte. Y también la indómita; que respira y se libera. La que sabe sonreír en un día nublado y frío, y que unos pinches chamacos se atreven a agarrarle el trasero…

La Teatreria
Del 4 de noviembre al 30 de diciembre de 2018.

Dramaturgia: Adrián Vázquez*.
Dirección: Adrián Vázquez.
Elenco: Verónica Bravo.

En una mañana de invierno, la protagonista nos hace un recuento de su vida y nos muestra las atrocidades que conlleva vivir en este país, contándolo de una manera Visceral.

Horario de Visceral: Domingo 19:00 horas.
Clasificación: A partir de 13 años.
Boletos: Entrada general $300.

Author: admin007

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *